Páginas

sábado, 28 de mayo de 2016

Noor: La planta de energía solar más grande del mundo

Marruecos ha desvelado que está construyendo ya la que será la planta de energía solar más grande del mundo. Cansado de su gran dependencia de las importaciones de combustibles fósiles, el gobierno ha decidido optar por las energías renovables, aprovechando sus enormes recursos naturales en lo que respecta a energía solar.



Planta térmica solar en el sur de españa / Fuente: Bilfinger (flickr)


La construcción de esta planta gigantesca se llevará a cabo en el desierto del Sahara, en tres fases, denominadas Noor I, Noor II y Noor III. Por el momento se ha completado la primera fase.  

Situada en el borde del Sahara, cerca del pueblo de Ouarzazate y con cientos de hectáreas de extensión, Noor I es capaz de generar hasta 160 megavatios de energía y ya es una de las mayores plantas de energía del mundo.

Cuando se completen las fases II y III se convertirá en la mayor planta de generación de energía solar de todo el mundo.

Actualmente, según el Banco Mundial (que ayudó a financiar el proyecto de la central Noor), Marruecos depende de las importaciones para abastecer alrededor del 97% de su consumo de energía, lo cual supone un gasto enorme para la economía del país.

La nueva apuesta por las energías renovables no sólo le proporcionará independencia de las importaciones, con el correspondiente ahorro económico e independencia política que eso conlleva, sino que además, le permitirá reducir en millones de toneladas las emisiones de carbono del país a largo plazo.

Su funcionamiento es similar al de las plantas de generación de energía solar a gran escala ubicadas en el desierto de Mojave, en los EE.UU. Estas centrales térmicas solares capturan la energía del sol en forma de calor para, a continuación, convertir el agua en vapor y mover unas turbinas.



Complejo solar 354 MW SEGS, San Bernardino, California, EE.UU.

Una de las principales ventajas de las centrales térmicas frente a las fotovoltaicas es su capacidad para almacenar el calor y producir energía cuando el no brilla el sol. A diferencia de los sistemas fotovoltaicos, los térmicos no dejan de producir energía de repente cuando una nube pasa sobre el sol y no necesitan baterías para almacenar energía para la noche.

Su principal desventaja es el coste, más elevado que en las fotovoltáicas, pero es el sistema ideal para generar energía a partir del sol en desiertos.

Con esta y otras iniciativas, destinadas a aprovechar el viento del océano Atlántico y la energía hidroeléctrica de sus montañas, Marruecos pretende obtener el 42% de su energía eléctrica de fuentes renovables en 2020. Un objetivo bastante ambicioso, si tenemos en cuenta que otros países más industrializados, como el Reino unido ha fijado un objetivo del 30% para ese mismo año.

La ministra de medioambiente del país, Hakima el Haite, está convencida de que el cambio climático es una oportunidad para Marruecos. Actualmente, Marruecos importa su electricidad de España, pero los ingenieros esperan que eso pueda cambiar muy pronto. El objetivo, a largo plazo no es solo abastecer las necesidades del país, sino generar un exceso de energía que vender a otros países.

Si Marruecos consigue generar electricidad a siete u ocho centavos de dólar por kilovatio -algo muy posible- tendría miles de megavatios en exceso”, señaló Paddy Padmanathan, ingeniero con más de 30 años de experiencia y CEO y Presidente de ACWA Power International para BBC News.
"Es obvio que este país debería ser capaz de exportar energía a Europa y lo hará. Y no tendrá que hacer nada en absoluto... simplemente, sentarse a esperar, porque Europa empezará a necesitar energía", añadió.

Algunos países europeos están invirtiendo fuerte también en renovables, a pesar de no tener los mismos recursos naturales que Marruecos, y están logrando importantes avances:

  • Portugal, por ejemplo, ha saltado a los titulares de los medios de comunicación en todo el mundo, recientemente, por haber sido capaz de abastecer de energía a todo el país durante 4 días, únicamente con renovables.
  • Y Alemania, produjo tanta energía procedente de renovables en mayo que excedió la demanda nacional, dándose un hecho sin precedentes hasta la fecha: durante un período breve de tiempo, los precios de la energía adoptaron valores negativos.

La estrategia adoptada por el gobierno español en los últimos años, en cambio, contradiciendo incluso a la legislación europea, ha perjudicado considerablemente el desarrollo de estas energías limpias en el país.

En caso de no revertir pronto esta estrategia y hacer una fuerte apuesta por las renovables, en unos años podrían cambiar las tornas y tener que ser España quien importa electricidad de Marruecos, en lugar de a la inversa.


Seguir leyendo:

No hay comentarios:

Publicar un comentario